Explicaciones y enlacines:  los rifirrafes con las compañías gestoras de derechos de autor son de sobras conocidos. Con todo creo que este es uno de los casos más esperpénticos, haberme encontrado páginas que ofrecen tablaturas, pero que han preferido quitarlas, por evitar problemas con dichas entidades, cuando los que hicieron las tablaturas lo hicieron de oído y altruistamente. Demencial.