Explicaciones y enlacines: antes de que piensen que soy un mastuerzo, déjenme aclarar que yo no digo que uno tenga que guardarse todo el dinero. El dinero si no se mueve son sólo unos numeritos inútiles. Tampoco digo que chupemos todos del bote y los artistas no merezcan vivir de lo suyo. Hay gente con mucho talento que si le pueden dedicar sus ocho horitas a trabajar en el arte seremos todos más felices.

Lo que les pretendo decir es que quizás deberíamos mirar más a quién y cómo nos gastamos ese dinero que tanto nos ha costado conseguirlo. Que gastar sin ton ni son es trabajar durante ocho horas más para los mismos que te han tenido antes trabajando. Y que visto que los votos sirven de muy poco, el mayor poder que tenemos ahora mismo es el dinero.

 

Aunque lo realmente importante de esta tira es lo bien que me queda el traje de calle de la Roma clásica.