Explicaciones y enlacines: y con esto terminan las desventuras de los pobres orcos, al menos por el momento ¿les volveremos a ver? Quién sabe… lo que sí les contaré es que en una tira muy anterior, ya hicieron acto de presencia… involuntariamente. Se ve que tengo un diseño estandar para una pareja de orcos.